Odio la suavidad de tu piel,
Odio la dulzura de tus labios
que me empalagan como un sorbo de miel

Odio tu brillante sonrisa,
Odio tu pelo sedoso
que baila al compas de la suave brisa

Pero lo que mas odio
es el no poder odiarte
porque mi corazon se resiste
y a lo que solo se dedica es a pensarte.
Gusta...