Luego de un mes y 11 días sin pasarme por mi humilde morada virtual que tantas cosas me ha regalado y quitado, he decidido volver y esta vez quedarme acá de manera indefinida, hasta que se me engarroten las manos, para continuar haciendo lo que me gusta: escribir.

Le dedicaré mis letras a aquellas personas especiales, a los lectores que me frecuentan, a los desconocidos que estoy por conocer y a aquellos que se topen con mi "diario virtual" por mera casualidad. Las cosas han cambiado, estoy en un nuevo trabajo, las cosas que me llevaron a cerrar temporalmente han ido mejorando y ahora se vislumbran mucho mejor.

Creo que para aquellos que escribimos, es necesario abandonar por un tiempo esa musa que nos inspira, para re inventarnos, buscar nuevas experiencias que nos regalen ideas para hacer "letras", y organizar de nuevo todo aquello que nos permita crear y descubrir nuevos senderos.

En el post pasado, estaba triste, escuchando Slipknot y creo que bastante deprimido. Esta noche, solo me encuentro en silencio, esperando por todo aquello que está por suceder.

Así pues, le doy la bienvenida de nuevo a mi blog...